Los ministros europeos de Relaciones Exteriores reunidos en Bruselas acordaron adoptar una nueva ronda de sanciones contra funcionarios rusos por el proceso contra el líder opositor Alexei Navalny, dijeron este fuentes diplomáticas coincidentes.

De acuerdo con esas fuentes contactadas por AFPlos cancilleres alcanzaron un “acuerdo político” por esas sanciones y el jefe de la diplomacia de la UE, Josep Borrell, deberá ahora proponer una lista de los funcionarios a ser sancionados. A su vez, otros funcionarios con conocimiento de las discusiones dijeron a EFE que “hay un principio de acuerdo”.

El acuerdo fue alcanzado después de una larga discusión entre los ministros, aunque la expectativa es que por el momento no se mencionan nombres.

Una fuente diplomática dijo que las sanciones serán “específicas, proporcionales y fundadas jurídicamente”.

Al llegar a la sede de las reuniones, en Bruselas, el canciller de Austria, Alexander Schallenberg, había defendido la adopción de sanciones a funcionarios responsables por el “aparato judicial y policial” contra Navalny.

Auxiliares del líder opositor habían pedido a la UE la adopción de sanciones contra los llamados “oligarcas”, millonarios que disfrutan de influencia política en el entorno del presidente Vladimir Putin. Sin embargo, los diplomáticos consultados coinciden en señalar que esos millonarios difícilmente sean incluidos en la lista de sancionados.

En este sentido, este lunes el canciller de Luxemburgo, Jean Asselborn, había admitido las dificultades de sancionar a esos influyentes millonarios, como lo piden los allegados de Navalny, por la dificultad de presentar pruebas.

Este sábado, la justicia rusa condenó dos veces a Navalny, sancionándolo en un caso por “difamación” y, en otro, confirmando su pena de cárcel, que podría cumplir en un campo de trabajo.

El opositor y activista anticorrupción de 44 años, conocido por sus investigaciones sobre la fortuna de las élites rusas, fue condenado a su primera pena de larga duración en casi una década de pleitos con las autoridades, y podría ser transferido a un campo de trabajo.

Navalny fue encarcelado el mes pasado cuando regresó a su país después de pasar meses de convalecencia en Alemania tras sufrir un envenenamiento que casi le cuesta la vida y del que acusa al Kremlin. El 2 de febrero fue condenado a dos años y ocho meses de cárcel.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí