Padres de familia retuvieron anoche y liberaron hoy a tres maestros, incluido el director de la escuela primaria Niños Héroes, de la población maya de Dzoyolá, y de otro plantel en San Francisco Aké, exigiéndoles que informen sobre el destino de un recurso de 200 mil pesos, del programa “La Escuela es Nuestra”, mismo que, según los inconformes, no ha sido aplicado en las mejoras de los planteles.

La encargada de finanzas del comité de obra del programa “La Escuela es Nuestra” en la comunidad de Dzoyolá y de otra en San Francisco Aké, María Rebeca Chan Tun, dio a conocer que la inconformidad contra los docentes Luis Adilson, Claudia Morales y “Yaritza”, se debe a que contrataron a una empresa constructora para ejecutar los trabajos de mejoras en las escuelas primarias de ambas poblaciones.

Sin embargo, pese a que han entregado más del 90 por ciento del recurso, las obras no han sido realizadas, lo que llevó a los padres y madres a tomar la actitud contra los docentes a quienes responsabilizan del retraso.

Por ello, los padres de familia retuvieron a los docentes por 12 horas, para que luego arribasen hoy a la comunidad de Dzoyolá, a gestionar ante la constructora “Vanguardista” a cargo del ingeniero Nemias Adonay Nuñez, las obras de mejoras en las escuelas de ambas localidades.

“La molestia de los padres de familia es que las obras no han avanzado, a pesar de que debieron empezar desde el pasado 25 de septiembre, para concluir el 25 de diciembre del 2020, pero no han cumplido”, dijo Chan Tun.

Las tesorera mencionó que han entregado más de 120 mil pesos para los trabajos de construcción de un domo, una cisterna y cableado eléctrico cotizado en 150 mil pesos, y hasta ahora no les han solucionado nada, y por eso reclamamos a los maestros que recomendaron al ingeniero de la constructora que solo nos ha dado largas y excusas con los trabajos, señaló.

También explicó que tras la presunción de haber sido defraudados, los padres de familia abordaron a los tres docentes que habrían recomendado al ingeniero al que otorgaron la obra, a fin de que respondan como avales, por lo que optaron por retener sus vehículos hasta buscar un acuerdo que solucione el conflicto.

Apuntó que el recurso recibido para los trabajos de mejoras en los planteles fue de 200 mil pesos, de los que han entregado a la constructora alrededor de 190 mil pesos para los trabajos de ampliación de los baños, rehabilitación del techo de un aula y detalles de las instalaciones eléctrica.

Sin embargo, aseguró que dichas obras no presentan ni el 20 por ciento de avance, y permanecen en el abandono, sin avance alguno, desde hace cuatro meses.

Luego de más de seis horas de haber sido retenidos, entrada la noche, los docentes tuvieron que firmar una minuta de acuerdos además de dejar en garantía dos vehículos para poder liberarse de la gente de la localidad quienes molestos, requerían dicho recurso.

Por ello, esperan que los trabajos de construcción, correspondientes al programa “La Escuela es Nuestra” reinicien en estos días, para lograr las mejoras de los planteles.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí