Debido a que ya se exige como requisito las pruebas o la vacuna contra el Covid-19 para asuntos laborales, viajar y entrar a ciertos negocios, la demanda de los test gratuitos ha aumentado, refieren autoridades de salud de la Riviera Maya. En los módulos es posible ver largas filas desde muy temprano.

Héctor González Rodríguez, director de Salud de Solidaridad, detalló que en recientes fechas han estado realizando alrededor de 600 pruebas por semana y hace unos meses efectuaban 250 semanales.

Aclaró que únicamente realizan muestras de casos sospechosos, es decir, aquellos que posiblemente son portadores de Covid-19, por lo que no son un parámetro de la población en general.

“Lo hacemos de acuerdo a la definición operacional del caso, si llega alguien sin síntomas no se muestrea, por eso es que nuestro porcentaje de positividad es más del 30 por ciento. En algunas semanas hemos llegado a más del 40 por ciento, pero es un porcentaje interno, no una estadística a nivel municipal, eso es muy importante”, externó el funcionario.

Por su parte, Salvador Varilla Hernández, titular de la Dirección de Salud Municipal de Tulum, apuntó que de igual manera ha repuntado el índice de personas que acude para preguntar por la prueba rápida de Covid-19.

Detalló que la última fecha que realizaron la aplicación de pruebas rápidas de antígeno fue entre el 13 y 23 de julio pasado, días antes de que se anunciara la obligatoriedad de esta medida, pero estimó que en el siguiente programa se agoten las muestras antes de tiempo.

El incremento de casos de Covid-19 en destinos turísticos de Quintana Roo ha obligado al gobierno estatal a implementar medidas más severas para intentar frenar rebrotes, pues ya se presentó la tercera ola de contagios y esta vez la mayoría son personas jóvenes, de acuerdo con información de la Secretaría de Salud estatal.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí